Para despejar la incógnita

Para despejar la incógnita

 

Henry Ramos Allup acaba de declarar (El Universal, 28 de agosto): “¿Cómo puede ser tabú hablar de candidatura presidencial este año? Si creemos que el RR es este año, a los 30 días hay elecciones presidenciales”. Veintiséis días antes, reportaba Globovisión:

El presidente de la Asamblea Nacional (AN), Henry Ramos Allup no descartó llegar a la Presidencia de la República, de ser postulado en primarias de la oposición y luego electo por la voluntad popular. “Si en las elecciones primarias de la oposición yo soy el candidato presidencial y luego resulto electo, pues seré el Presidente de la República”.

Creo que Ramos Allup tiene razón al señalar que lo responsable es tener un modo de definir una candidatura presidencial conveniente para el caso, aún no imposible, de que antes del 10 de enero próximo se celebre un referendo revocatorio que termine con el mandato de Nicolás Maduro. Igualmente le asiste la razón al implicar que el modo preferible de definirla es el método de elecciones primarias, para que sea la preferencia popular el factor decisivo. La opción alterna, un consenso entre las organizaciones que componen la Mesa de la Unidad Democrática, puede llevar a situaciones muy poco deseables, como la que se presentó el 3 de enero de este año con la escogencia del mismo Ramos Allup para presidir la Asamblea Nacional. Jesús Torrealba testificó acerca de las dificultades en una presentación en la Fundación Espacio Abierto, registrada por Noticiero Digital el pasado 12 de abril:

…las cosas marcharon en armonía allí hasta el día 3 de enero cuando no se obtuvo un acuerdo para elegir al presidente de la AN, y que, por tanto, se tuvo que ir a una elección; que fue lo que produjo un impacto interno. “Ese impacto fue que nuestros compañeros de Primero Justicia, mis hermanos, dijeron: ya va, el G-4 es una estructura que funciona sobre la base de la confianza, y esta confianza ha sido resquebrajada. Esto ya no es un G-4, sino que es un 3 contra 1”. Añadió que a partir de ese momento el grupo ejecutivo tampoco ha podido funcionar; porque no tiene normas acerca de cómo tomar decisiones, y que en esta situación hemos atravesado un trimestre completo, y un trimestre, a su juicio, donde ha pasado de todo, y argumentó que estas cosas se permitía decirlas públicamente en su carácter de dirigente político independiente, porque hay la necesidad urgente de remediar esta situación; ya que la unidad no se trata de una conquista que le pertenece a los partidos políticos, sino a todos los venezolanos.

Las primarias son el camino. Pero no unas elecciones primarias aparatosas, costosas, como las que organizara el Consejo Nacional Electoral, el 12 de febrero de 2012, para que Henrique Capriles Radonski emergiera como el candidato que se opondría a Hugo Chávez ocho meses después. No se dispondría ahora de ocho meses: “Cuando se produzca la falta absoluta del Presidente o Presidenta de la República durante los primeros cuatro años del período constitucional, se procederá a una nueva elección universal y directa dentro de los treinta días consecutivos siguientes”. (Artículo 233 de la Constitución Nacional).

Está en las manos de la MUD organizar las primarias deseables en el espacio de la Internet. El Registro Electoral contiene ahora, en términos redondos, 20 millones de electores, y cerca de 17 millones de ciudadanos tiene acceso a Internet. (De éstos, el 70% es ubicado por Tendencias Digitales en los estratos socio-económicos D y E).

Al inicio del año pasado, la Mesa de la Unidad Democrática experimentó dificultades con la selección de sus candidatos a la Asamblea Nacional; pudo celebrar primarias en sólo 33 de los 87 circuitos electorales involucrados el 16 de mayo. El argumento adelantado entonces era el costo que sería presuntamente impagable. Dos meses antes, puse a su consideración la posibilidad de emplear la Red de Redes, en el programa Y así nos va por Radio Caracas Radio (750 AM), durante la entrevista que me hicieran Daniel Lara Farías y Nehomar Hernández el 17 de marzo de 2015:

Hoy vuelvo a sugerir lo mismo para las primarias que Ramos Allup avizora. Creo que Jesús Torrealba pudiera iniciar el proceso pidiendo a Roberto Picón Herrera, el competente líder de la plataforma informática de la MUD empleada en la campaña por la Asamblea Nacional, que le presentara un anteproyecto de la cosa. LEA

_____________________________________________________

 

 

Share This: