Fermín y el tiempo

La sonrisa de un político feliz

 

El diario El Universal publicó el noveno día de este mes una nota de prensa que tituló de este modo: “Claudio Fermín afirma que no es el momento de un referéndum revocatorio”. Éste es su primer párrafo:

El presidente de Soluciones para Venezuela, Claudio Fermín, destacó que no es el momento de un referéndum revocatorio, ya que, descartada la posibilidad de que el Presidente de la República o la Asamblea Nacional convoquen la consulta, “la única vía sería el proceso de recolección de firmas, pero sería una distracción para las venideras elecciones del mes de noviembre, no se puede convocar de manera improvisada, lo que está planteado como una realidad son las elecciones de gobernadores y alcaldes, hay que plantarse con los pies en la tierra”.

Por supuesto que no es éste el momento y que sólo puede hacerse mediante la recolección de firmas de electores. El Artículo 72 de la Constitución establece con la mayor claridad:

Transcurrida la mitad del período para el cual fue elegido el funcionario o funcionaria, un número no menor del veinte por ciento de los electores o electoras inscritos en la correspondiente circunscripción podrá solicitar la convocatoria de un referendo para revocar su mandato.

Obviamente, la mitad del segundo período de Maduro se cumple el 10 de enero de 2022. Visto así, pareciera que Fermín ha descubierto el agua tibia. Concluidas las elecciones estadales y municipales de noviembre, aún faltarían dos meses para que fuese posible convocar un referendo revocatorio de la investidura actual de Nicolás Maduro; en cambio, a partir de ese momento sería posible la revocatoria de su mandato en cualquier fecha del resto de su período, que expira el 9 de enero de 2025. Pero entonces estamos autorizados a suponer que hay dirigentes de las extintas Coordinadora Democrática y su hija única, la Mesa de la Unidad Democrática, que propugnan no distraerse ahora con las elecciones locales, dado que el problema político principal consistiría en el ejercicio presidencial de Maduro. Habrá, seguramente, quien aduzca asimismo la escasez de recursos característica de estos tiempos y la conveniencia de preservarlos para la caza mayor. ¿No es ésa la excusa de la zorra en la fábula de Samaniego? (Es voz común que a más del mediodía,
 en ayunas la Zorra iba cazando;
 halla una parra, quédase mirando
 de la alta vid el fruto que pendía. / Causábala mil ansias y congojas 
no alcanzar a las uvas con la garra,
 al mostrar a sus dientes la alta parra
 negros racimos entre verdes hojas. / Miró, saltó y anduvo en probaduras,
 pero vio el imposible ya de fijo.
 Entonces fue cuando la Zorra dijo: 
”No las quiero comer. No están maduras”. / No por eso te muestres impaciente,
 si se te frustra, Fabio, algún intento:
 aplica bien el cuento, 
y di: No están maduras, frescamente). El registro de Datanálisis en el mes de febrero de este año pareciera fundamentar que es ése el caso:

 

 

Sin embargo, el contendiente no está en mejores condiciones:

 

 

No debe haber recursos fácilmente disponibles para ninguno de los dos objetivos de la oposición que algunos contraponen, especialmente luego del desperdicio de los invertidos en la elección de Asamblea Nacional de mayoría opositora en 2015, la que resultó ser absolutamente ineficaz. Pero superado noviembre de 2021, en escasos cinco meses a partir de hoy, será indudablemente “el momento de un referéndum revocatorio”. (Ver en este blog lo expuesto acá el pasado 25 de marzo en To revoke or not to revoke; that is the question). Algo que pudiera ofrecer Fermín ahora es que en diciembre de este año comenzará a trabajar denodadamente para lograr la cesantía de Maduro por revocación. LEA

………

Addenda

El sitio web llamado infobae—por información Buenos Aires—trae hoy una reacción de Juan Guaidó a la temática asumida por Claudio Fermín. Así la titula: “Guaidó señaló que los comicios regionales son una estrategia de la dictadura para dividir la alternativa democrática”. Luego expone sobre el tema de esta entrada:

El presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, señaló este miércoles que las elecciones regionales y municipales que se celebrarán en noviembre en el país “no son una solución” al “conflicto” en Venezuela, sino “una estrategia de la dictadura”.

En un comunicado compartido por su equipo, Guaidó indicó que “la dictadura” realiza los comicios regionales para dividir a la alternativa democrática.

“Las elecciones regionales no son la solución a la crisis. Eso es un falso dilema, estamos luchando por condiciones. Entendemos que las elecciones regionales no son una solución a nuestro conflicto, necesitamos son elecciones presidenciales”, criticó.

Asimismo, insistió en no reconocer al Consejo Nacional Electoral (CNE), que, en sus palabras, está “tutelado por la dictadura”. “Ellos no pueden ni siquiera convocar una elección presidencial porque obedece a la dictadura”, dijo.

Primeramente, llamar a Juan Guaidó “presidente interino” no es información sino lo contrario; no es información veraz sino información falaz. Luego, las declaraciones del lamentable exdiputado son una instancia adicional de la misteriosa facultad de más de un político que parece penetrar la mente de algún adversario y conocer cuáles son sus verdaderas intenciones. (“Es en todo tiempo y lugar moralmente erróneo que cualquier persona crea en algo sobre la base de evidencia insuficiente”. William Clifford, La Ética de la Creencia). Las elecciones de autoridades estadales y municipales están pautadas constitucionalmente, y hay que realizarlas aunque las entienda el Sr. Guaidó como “estrategia de la dictadura”.

(Leyendo esto último, el amigo Orlando Amaya observó con grande y pedagógica agudeza: “Si navegamos en la ola de la locura, un golpista diría que hay que tumbar dos gobiernos”. Esto es, el “fraudulento” de Maduro y el “legítimo” de Guaidó).

____________________________________________________________

 

Share This:

Sobre la libertad de prensa

El más grande de los Padres Fundadores de los EEUU

 

Yo creo que ésta es la más extraordinaria colección de talento y conocimiento humano que se haya reunido alguna vez en la Casa Blanca, con la posible excepción de cuando Thomas Jefferson cenaba en ella solo.

John F. Kennedy (el 29 de abril de 1962, en cena de agasajo a 49 Premios Nobel)

_____________________________________________________________________________________

 

He aquí una muestra incompleta de citas de Jefferson sobre la libertad de prensa, tomadas de entrada en este blog del 15 de febrero de 2017: La defensa de Tomás.

-Nuestra libertad depende de la libertad de prensa, y ella no puede limitarse sin perderla. (Carta al Dr. James Currey, 28 de enero de 1786).

-Siendo la base de nuestro gobierno la opinión del pueblo, su primer objeto debe ser el mantenimiento de ese derecho; si me fuere dado decidir si debiéramos tener un gobierno sin periódicos o periódicos sin gobierno, no dudaría un instante en preferir lo segundo. (Carta al coronel Edward Carrington, 16 de enero de 1787).

-Estoy por la libertad de prensa, y en contra de toda violación de la Constitución para silenciar por la fuerza y no por la razón las quejas o críticas, justas o injustas, de nuestros ciudadanos contra la conducta de sus agentes. (Carta a Elbridge Gerry, 26 de enero de 1799).

-Para preservar la libertad de la mente humana y la libertad de prensa, todo espíritu debiera estar presto a entregarse al martirio, puesto que mientras pensemos como queramos y hablemos como pensamos, la condición del hombre procederá a mejorar. (Carta a William Green Mumford, 18 de junio de 1799).

-Ningún experimento puede ser más interesante que el que ahora intentamos, y que confiamos terminará estableciendo el hecho de que el hombre puede ser gobernado por la razón y la verdad. Nuestro primer propósito debe ser, entonces, mantener abiertas para él todas las avenidas que llevan a la verdad. La más eficaz encontrada hasta ahora es la libertad de prensa. Es, por consiguiente, la primera que es cerrada por aquellos que temen la investigación de sus acciones. (Carta al juez John Tyler, 28 de junio de 1804).

-Si una nación espera ser ignorante y libre, en estado de civilización, espera lo que nunca fue y nunca será. Los funcionarios de todo gobierno propenden a ordenar a voluntad sobre la libertad y la propiedad de sus constituyentes. No hay seguridad de ambas que no sea el mismo pueblo, ni podrán estar seguras sin información. Donde la prensa sea libre, y todo hombre capaz de leer, todo estará seguro. (Carta al coronel Charles Yancey, 6 de enero de 1816).

-La única seguridad de todo reside en una prensa libre. La fuerza de la opinión pública no puede ser resistida cuando se permite que se exprese libremente. Debemos someternos a la agitación que produzca. Ella es necesaria para mantener las aguas puras. (Carta al Marqués de Lafayette, 4 de noviembre de 1823).

En contestación a comentario de Orlando Amaya a la entrada citada, le puse: “Jefferson reconoció (en la tercera de las citas) que podía haber quejas y críticas justas e injustas de la opinión ciudadana. Aun así, hay formas de defenderse de la calumnia que no son cortarle la lengua a quien difame, y la trayectoria del chavismo-madurismo no es algo que pueda ser absuelto”. LEA

___________________________________________________________

 

Share This:

Diálogo ante cámaras

 

Aunque contó con el Nuncio Papal como testigo, esto no funcionó ya en 2014

 

Son varios los medios de comunicación que reportan una reciente postura del presidente Nicolás Maduro, que hoy describe de este modo la Agencia EFE:

Maduro exige que el diálogo con la oposición sea público y con la prensa

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, puso este martes como condición para sentarse a dialogar con la oposición y empezar la negociación planteada por Juan Guaidó que sea un acto público, con periodistas, con cámaras y sin secretismo, para que el país conozca todos los detalles.

“Si vamos a reunir la mesa, tiene que ser un acto público, con cámaras y periodistas, con comunicados, fotografías, imágenes y transparencia, cero secretismo, como debe de ser (…) las reuniones deben ser públicas y el país debe conocer los detalles”, dijo el mandatario durante un acto del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV).

Hace siete años, ocurrió precisamente eso en Miraflores. Este blog propuso el 20 de mayo de 2014, en Una segunda oportunidad: Diálogo 2.0, exactamente lo contrario:

El diálogo no debe ser televisado, mucho menos en cadena nacional, aunque sí sus resultados.

Begin the beguine

Nadie televisó las conversaciones que condujeron a los acuerdos de Camp David. (Wikipedia en Español: “Se conocen como los acuerdos de Camp David a los que fueron firmados por el presidente egipcio Anwar el-Sadat y el primer ministro israelí Menachem Begin el 17 de septiembre de 1978 tras doce días de negociaciones secretas con la mediación del presidente de los Estados Unidos, Jimmy Carter, y mediante los cuales Egipto e Israel firmaron la paz en los conflictos territoriales entre ambos países”. Sadat y Beguin recibieron por esto el Premio Nobel de la Paz). Los plenipotenciarios venezolanos podrán, cuando así lo estimen necesario, conversar en presencia de monseñor Parolin o el facilitador que estimen útil. Cada vez que se concluya una conversación, los plenipotenciarios Maduro y Aveledo ofrecerán declaraciones públicas a los medios de comunicación en los términos que acuerden desde podios equivalentes y por turnos; cada uno, habiéndose acordado con el otro, ofrecerá el recuento de lo discutido según lo estime necesario al conocimiento del país.

Ya no existe la Asamblea Nacional de mayoría opositora elegida el 6 de diciembre de 2015, a la que invité repetidamente a aprovechar su facultad constitucional de convocar referendos consultivos ¡por mayoría simple! No necesitaba los diputados por el estado Amazonas, cuya proclamación por el Consejo Nacional Electoral fue invalidada—temporalmente—por sentencia de la Sala Electoral del Tribunal Supremo de Justicia. Henry Ramos Allup, entonces Presidente del Poder Legislativo Nacional, jamás quiso impugnar tal decisión, y el 5 de enero de este año dejó de ser posible el acuerdo que también propuse entre los poderes públicos, especialmente entre los poderes legislativo y ejecutivo. Así expuse en Plantilla del Pacto (25 de abril de 2016):

Dice el segundo parágrafo del Artículo 136 de la Constitución: “Cada una de las ramas del Poder Público tiene sus funciones propias, pero los órganos a los que incumbe su ejercicio colaborarán entre sí en la realización de los fines del Estado”. Asamblea Nacional y Gobierno, Tribunal Supremo de Justicia, Poder Ciudadano y Poder Electoral, están constitucionalmente obligados a acordarse en procura de los fines del Estado, que no son otros que los de la consecución de la paz y la prosperidad de la Nación.

Bueno, eso es agua pasada; hemos regresado a los tiempos inmediatamente posteriores al Carmonazo, cuando se estableciera la Mesa de Negociación y Acuerdos entre gobierno y oposición, pero sigue habiendo cabida para la sensatez. La conversión del diálogo gobierno-oposición en espectáculo televisado, presidente Maduro, es francamente desatinada. LEA

___________________________________________________________

 

Share This:

Libertad de mentir

“Procuraré comunicar interpretaciones correctas del estado y evolución de la sociedad general, de modo que contribuya a que los miembros de esa sociedad puedan tener una conciencia más objetiva de su estado y sus posibilidades, y contradiré aquellas interpretaciones que considere inexactas o lesivas a la propia estima de la sociedad general y a la justa evaluación de sus miembros”. (Código de Ética de Dr. Político).

 

bulo Quizá del caló bul ‘porquería’. 1. m. Noticia falsa propalada con algún fin.

Diccionario de la Lengua Española).

………

El 20 de agosto de 2004, trataba de mostrar a un cierto empresario relativamente joven que cinco días antes Hugo Chávez había superado la prueba revocatoria sin recurrir a un fraude electoral; al cabo de unos minutos me dijo: “Está bien, me convenciste; no hubo fraude, pero hay que decir que lo hubo, porque a ese señor hay que negarle hasta el agua”. La maldad que percibía en Chávez lavaba de antemano su inmoral prescripción; tampoco las maldades que se atribuye a Nicolás Maduro absuelven las inmoralidades de nadie.

Juan Pinocho Guaidó (24 de julio de 2019)

___________________________________________

 

En una época de atrición de ingresos, cuando la Fundación Konrad Adenauer regateaba sus vitales aportes financieros al Partido Social Cristiano COPEI, la sede de éste cambió en la fachada su denominación de Partido Socialcristiano por la de Partido Popular. El líder copeyano Eduardo Fernández agradecía así el apoyo de fondos allegados por el partido derechista del español José María Aznar. En el fondo, se trataba de un clavo más en la urna de Rafael Caldera, quien al cierre de su campaña presidencial de 1963 había definido a COPEI como partido de centro-izquierda.

…la denominación de Partido Popular para COPEI, aunque reciente, ya no es válida. Se la adoptó para agradecer a José María Aznar su ayuda financiera en tiempos cuando los demócrata-cristianos alemanes recortaban su apoyo, en vista del barranco en que se ha venido ahondando el partido fundado por Rafael Caldera, Q. E. P. D. Pero quien pase con frecuencia por delante de la sede de la urbanización El Bosque (rebasados los restaurantes chinos) habrá notado que, luego de dos apariciones en fachada, una larga y una corta (según la facción que controlara la proverbial botella vacía), ha vuelto a decirse en el muro delantero que allí funciona un partido social cristiano. (MUD, MUD, MUD, es hora de partir – 25 de diciembre de 2012).

El ex presidente español Aznar continúa conectado con la política venezolana, sólo que ya no con COPEI:

El patronato de la Fundación FAES*, a propuesta de su presidente, José María Aznar, concedió por unanimidad el X Premio FAES de la Libertad al presidente encargado de Venezuela, por prestigiar la causa democrática de Venezuela y concitar la solidaridad internacional con ella. FAES reconoce, asimismo, su resistencia y respeto a la institucionalidad.

Esa noticia está tomada textualmente del sitio web de la fundación presidida por Aznar, el que “informa”:

Juan Guaidó es ingeniero industrial por la Universidad Católica Andrés Bello con estudios de posgrado en gestión. A los 36 años, representa a su estado natal, Vargas, como diputado electo a la Asamblea Nacional. En 2019 es designado presidente encargado de la República Bolivariana de Venezuela, apegado a los artículos 233 y 333 de la Constitución Nacional.

Bueno, Juan Guaidó no es “presidente encargado” de Venezuela; nunca lo ha sido.** Además, lo correcto es describirlo como desapegado de los artículos constitucionales citados por FAES y de otros varios que aduce adulterando su sentido. Es así como estamos autorizados a entender el Premio FAES de la Libertad, que se justifica en función de un pretendido “respeto a la institucionalidad” por parte de Guaidó, como uno que se adjudica a la libertad de mentir. LEA

………

* FAES no debe interpretarse acá como las siglas de las Fuerzas Armadas Especiales, la división de la Policía Nacional Bolivariana creada en 2016, sino como las de la española Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales: “La Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales, más conocida por su acrónimo FAES, es una fundación privada española, creada en 1989 y ligada al Partido Popular (PP), que trabaja en el ámbito de las ideas y las propuestas políticas. Su principal cometido es ayudar al debate de las ideas, la formación política y desarrollar los principios ideológicos que fundamentan a la derecha política. Informalmente se la conoce como «el laboratorio de ideas del PP» y se constituye como un think tank de dicho partido”. (Wikipedia en Español).

………

** Lo que es verdaderamente una farsa es la “controversial decisión” de la autoproclamación de Guaidó como “presidente encargado” de la República. Nuestra Constitución contempla sólo un caso en el que el Presidente de la Asamblea Nacional asume la Presidencia de la República; su Artículo 233 lo establece así en su segundo parágrafo: “Cuando se produzca la falta absoluta del Presidente electo o Presidenta electa antes de tomar posesión, se procederá a una nueva elección universal, directa y secreta dentro de los treinta días consecutivos siguientes. Mientras se elige y toma posesión el nuevo Presidente o Presidenta, se encargará de la Presidencia de la República el Presidente o Presidenta de la Asamblea Nacional”. No es la Asamblea Nacional—mucho menos un “cabildo abierto” que no fue tal y cuyo nivel decisional no rebasa el de asuntos municipales—el órgano que designa a su Presidente como encargado de la Presidencia de la República sino esa previsión constitucional, y ésta requiere la existencia previa de un Presidente electo cuya falta absoluta se haya producido, lo que no ha sido nunca el caso. José Ignacio Hernández, el cuestionado “Procurador Especial” nombrado inconstitucionalmente por Guaidó, escribió el 11 de enero del año pasado: “…el supuesto de hecho del artículo 233 es distinto a los hechos actuales. Con lo cual, y al contrario de lo que parece creerse, el artículo 233 de la Constitución no es la norma aplicable a la crisis actual”. Luego argumentaría falsamente que correspondería a la Asamblea Nacional interpretar ese artículo para “ajustarlo” a la situación real, cuando el Artículo 336 confiere inequívocamente esa potestad al Tribunal Supremo de Justicia. (Exégesis de Crisis (Group), 12 de marzo de 2020).

___________________________________________________________

Share This:

Intersubjetividad extraviada

Pérez Vivas con mascarilla

Evans, el único sin mascarilla

 

Creo que debo explicar el título de esta entrada, primeramente eso de intersubjetividad. El Diccionario de la Lengua Española define el concepto así: “1. f. Cualidad de intersubjetivo”, y a este término de este modo: “1. adj. Que sucede en la comunicación intelectual o afectiva entre dos o más sujetos”. Los sujetos a los que me refiero son César Pérez Vivas y Nicmer Evans, que han arribado a una pretensión táctico-política en comunicación intelectual, tal vez también afectiva.

Antes de discutir lo que ahora apadrinan, sin embargo, evocaré la opinión que me merecía una pretenciosa pero falsa tesis de Evans, expuesta en una entrada en este blog del 31 de agosto de 2016 (El fundamentalismo inútil):

…son términos vistosos de apariencia técnica frecuentes en el articulista, como el de “intersubjetividad”, los que han servido para que algunas almas fácilmente impresionables lleguen a creer que el pensamiento de Evans es algo profundo. No hay tal cosa; la “tesis” de Evans, expuesta en el párrafo precedente, es un condensado babiecal tan simplista como históricamente falso, una intrasubjetividad que se vomita a través de una dentadura dañada.

Es constancia que dejo a la mano, para aquellos que quieran acusarme de prejuicio, antes de comprobar que se justifica el adjetivo extraviada para la pieza que tocan a cuatro manos Evans & Pérez Vivas.

………

¿En qué andan Evans y Pérez Vivas? Ayer publicó El Nacional una nota—Movimiento ciudadano consignó ante el CNE solicitud de activación del referéndum revocatorio presidencial—en la que se lee:

El Movimiento Venezolano por el Revocatorio consignó este martes ante el CNE la solicitud de activación del referéndum revocatorio con el argumento de que el 24 de mayo se cumplieron tres años de la juramentación de Nicolás Maduro como presidente, cargo desconocido por una parte de la oposición y la comunidad internacional debido a que fue elegido en unos cuestionados comicios.

“Hemos hecho entrega del documento que implica la activación administrativa de una respuesta, que tenemos la expectativa sea en los próximos días, para poder activar el cronograma electoral y tomar las medidas necesarias en función del revocatorio. Sin que esto perturbe la convocatoria de elecciones regionales y municipales”, expresó luego de salir del CNE el líder opositor Nicmer Evans, quien asumió la vocería junto con el exgobernador del Táchira César Pérez Vivas.

De nuevo, sobre una “astuta” premisa—que es enteramente falsa—dos políticos profesionales creen habérsela comido. Antes, por ejemplo, pensó Julio Borges que si la Asamblea Nacional, presidida por él desde el 5 de enero de 2017, declaraba el abandono del cargo por parte de Nicolás Maduro, el mandado estaría hecho. Y es sabida la secuencia de patrañas que signaron, desde 2019, el ejercicio del mismo cargo de Borges por parte de Juan Guaidó: a. que él era el Presidente de la República encargado, b. que un “cabildo abierto” que no fue tal, y tampoco habría tenido competencia de haberlo sido, fue el escenario idóneo para juramentarse como tal, c. que las “misiones militares” extranjeras que autorizaría el Poder Legislativo podían entenderse como invasiones, d. que el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca que amenazó con invocar “es un tratado interamericano, en sus grandes líneas, de asistencia humanitaria. Dicen que tiene que ver con el tema del uso de la fuerza. No es así. Principalmente afecta a cuestiones de asistencia humanitaria”. (Declaración del aludido el 22 de julio de 2019).

Ahora han “descubierto” Evans & Pérez Vivas que ya estaríamos a mitad del segundo período de Nicolás Maduro porque él se habría juramentado, ante la Asamblea Nacional Constituyente, el 24 de mayo de 2018. Pero aun La Voz de América, el servicio de radio y televisión internacional del gobierno de los Estados Unidos de Norteamérica, tenía las cosas más claras que el dúo Evans-Pérez Vivas, al emitir el 10 de enero de 2019 una nota que tituló Maduro juramenta como presidente hasta 2025 en medio del rechazo internacionalEn ella también dio cuenta de que tal acto se efectuó ante el Tribunal Supremo de Justicia.

El Artículo 231 de la Constitución pauta lo siguiente:

El candidato elegido o candidata elegida tomará posesión del cargo de Presidente o Presidenta de la República el diez de enero del primer año de su período constitucional, mediante juramento ante la Asamblea Nacional. Si por cualquier motivo sobrevenido el Presidente o Presidenta de la República no pudiese tomar posesión ante la Asamblea Nacional, lo hará ante el Tribunal Supremo de Justicia.

El motivo “sobrevenido” era que la Asamblea Nacional presidida por Guaidó pretendió que Maduro usurpaba el cargo de Presidente de la República, razón por la cual no recibiría su juramento. Nadie sostuvo entonces que Maduro ya había prestado juramento ante la Asamblea Nacional Constituyente. (Ver, en este blog, To revoke or not to revoke; that is the question, del 25 de marzo de este año).

………

La nueva ingeniosidad* de tan oportunistas opositores no tiene el menor futuro, y así deben advertirlo los frescos rectores del Consejo Nacional Electoral ante quienes fuera introducida la peregrina tesis: Enrique Márquez y Roberto Picón Herrera. Puede que sean funcionarios a los que no puede agruparse en el oficialismo, pero antes que lealtad hacia la “oposición” tienen el deber de alinearse con la verdad. LEA

………

* ingeniosidad Expresión o idea artificiosa o sutil. U. m. en sent. despect. (Diccionario de la Lengua Española).

____________________________________________________________

 

 

Share This:

Maldición gitana

En historieta española de gran fama

 

La expresión “entre abogados te veas” parece tener su origen como maldición gitana, según artículo del 2 de octubre de 2008 en Hoy Digital, sitio web que se produce en Santo Domingo:

A quienes han hecho profesión del oficio de la toga y el birrete, les sabe a hiel la vieja maldición gitana “entre abogados te veas”. Un viejo chiste pregunta al incauto por qué los tiburones rehúsan comerse a los abogados que naufragan en la mar: por cortesía profesional. (…) El asunto es que aquí, como en otras democracias exitosas, ser abogado es una excelente vía de ingreso a la política. (…) Lo curioso es cómo, pese a ser la profesión dominante de la política, entre tantos abogados, desde 1844 no han logrado que impere la Justicia.

No obstante, en una lista de maldiciones gitanas no aparece el mal deseo. Sea como sea—maldición o mero refrán o dicho—, el augurio no lleva buenas intenciones. En este blog se usó para la entrada Entre abogados (en bloque) el 11 de febrero de 2019.

………

Lo anterior viene a cuento para la evaluación de la siguiente noticia publicada ayer por El Nacional:

Demandan nulidad de la designación de 12 de los 15 rectores del CNE

El abogado José Francisco Contreras interpuso un recurso de nulidad de la designación de 12 de los 15 rectores principales y suplentes del Consejo Nacional Electoral (CNE) ante el Tribunal Supremo de Justicia. El recurso lo interpuso en su propio nombre y en nombre del partido político Derecha Democrática.

Contreras solicita la nulidad en la designación de 12 de los 15 miembros del CNE designado por la Asamblea Nacional elegida en 2020 en fecha 4 de mayo de 2021 y publicado en Gaceta Oficial 42.119.

De acuerdo con el recurso interpuesto ante la Sala Constitucional del TSJ, las designaciones violan el artículo 296 de la Constitución que establece que los rectores no pueden tener vinculación con organizaciones con fines políticos. De los 15 rectores designados, 12 tienen claras y evidentes vinculaciones con partidos del gobierno o de la oposición, señaló.

El recurso se dirige específicamente en contra de la designación para el CNE de Pedro Enrique Calzadilla, Enrique Márquez, Tania D’Amelio, Alexis Corredor, Roberto Picón, Conrado Pérez Briceño, Gustavo Vizcaíno, Saúl Bernal, Carlos Quintero, Francisco Garcés, Leonel Parica y Rafael Chacón.

………

En efecto, el Artículo 296 de la Constitución dice al inicio: “El Consejo Nacional Electoral estará integrado por cinco personas no vinculadas a organizaciones con fines políticos…”

No examinaré los doce casos objetados por Contreras; me da flojera. Pero puedo apuntar lo siguiente respecto de los dos rectores principales no oficialistas—Enrique Márquez y Roberto Picón Herrera: 1. que Márquez “Fue vicepresidente ejecutivo del partido Un Nuevo Tiempo hasta su destitución y suspensión como militante en 2018 por apoyar las elecciones presidenciales de 2018 que fueron rechazadas por la mayoría opositora”. (Wikipedia en Español). 2. “Roberto Antonio Picón Herrera electo rector del Poder Electoral, es Ingeniero en Sistemas egresado de la Universidad Metropolitana. En 2017 fue coordinador técnico electoral de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD)”. (El Universal). Y la MUD ya no existe: “El 24 de octubre de 2018 la Mesa de la Unidad Democrática se disolvió”. (Wikipedia en Español).

La disposición constitucional no dice que el CNE “estará integrado por cinco personas que no hayan estado vinculadas a organizaciones con fines políticos…” Pero, claro, José Francisco Contreras debe saber que “ser abogado es una excelente vía de ingreso a la política”. LEA

___________________________________________________________

 

Share This: